×
Publicado el
1 mar. 2022
Tiempo de lectura
4 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

Vaquera y Weinsanto abren la Semana de la Moda de París entre provocación y sensualidad

Publicado el
1 mar. 2022

París ha recogido el testigo de Milán, dando el pistoletazo de salida a su Semana de la Moda, este lunes 28 de febrero por la tarde. Una inauguración que se ha producido en un complejo contexto, marcado por la invasión rusa de Ucrania y por la celebración del primer desfile de Off-White desde el fallecimiento de su director creativo, Virgil Abloh, el pasado mes de noviembre. Una jornada con sabor agridulce, en la que la celebración de la moda convive con las duras noticias de la guerra, en la que la apertura ha corrido a cargo de dos nombres frescos del calendario parisino: del debut de Vaquera al paso al frente de Weinsanto.


Vaquera - Fall-Winter2022 - Womenswear - Paris - © PixelFormula



Los neoyorquinos Patric DiCaprio y Bryn Taubensee, fundadores de la firma neoyorquina Vaquera en 2013, fueron los encargados de romper el hielo. Una responsabilidad no exenta de expectación, al tratarse del primer desfile en París de la firma norteamericana, finalista del premio CFDA/Vogue Fashion Fund en el año 2017. Considerada una de las marcas de la costa Este a seguir de cerca y con más de 68K seguidores en su perfil de Instagram, Vaquera causó un buen revuelo en el corazón de Le Marais. Concretamente, en el espacio 35-37 de Dover Street Market en la Rue des Francs Bourgeois, donde solo una hora más tarde, a las 18h30, tendría lugar el desfile de Weinsanto.

Los diseños de los americanos salieron a la pasarela a ganar, en un oscuro ambiente de "rave" revolucionada. Inspirada por la película "Irma Vep", dirigida por Olivier Assayas en 1996, la colección para el próximo otoño-invierno estuvo cargada de referencias estilísticas a su protagonista, la actriz china Maggie Cheung. Una mezcla tan glamourosa como surrealista que vistió a las modelos de látex de charol negro de la cabeza a los pies, a modo de monos vampirescos.

Modelos de aspecto enfadado, caminando a paso acelerado y a ritmo de música tecno, se deslizaron con brío, luciendo juegos de yuxtaposiciones, en los que hubo espacio para prendas lenceras,;vestidos de volantes o capas transparentes; pasamontañas, foulards voluptuosos o mitones de leopardo; jerséis y bufandas de punto de tamaño XXL o, incluso, faldas plisadas de cuadros tartán, en clara reminiscencia a los uniformes escolares. Mezclas de lúrex y gasas, denim en faldas de tubo y pantalones como pincelada street o volúmenes en bombers, abrigos y cazadoras negras. Sin olvidar una inmensa falda de dibujos, varias siluetas en guiño a Caperucita Roja o las clásicas camisetas con logo de la marca, en esta ocasión, en looks de estilo casi gótico.


Weinsanto - Fall-Winter2022 - Womenswear - Paris - © PixelFormula


Una propuesta irreverente que incluyó un detalle tan de moda como disruptivo: una tarjeta con un código QR, a través del que los invitados podían descargarse los NFT de la colección recién presentada.

"Weinsanto in Paris"



Misma ubicación que en su último desfile, distinto contexto en el caso de Weinsanto. Solo 4 meses más tarde del último show del diseñador formado en las filas de Jean Paul Gaultier, su público parece haberse multiplicado, al igual que su interés mediático. Probablemente, algo tendrá que ver con ello el haberse convertido en uno de los 20 finalistas de la edición 2022 del Premio LVMH, en el que compite junto a creadores como Palomo Spain, Airei o Bluemarble.

Fiel al estilo teatral y circense que caracteriza los shows del creador de Alsacia, la colección "Murder in Paris" abrió con un look completo de mono semitransparente de estampado de rostros rosas y violetas, que se repetiría a lo largo de gran parte de los diseños, combinado con un enorme tocado de tentáculos ondulados. Como salidas de un espectáculo, las modelos desfilaron sinuosas, luciendo desde mini vestidos entallados de manga larga hasta un voluptuoso vestido a modo de mantón fucsia, el color de predilección de Victor Weinsanto, que también tiñe su inconfundible pelo corto.

Bodies sensuales acompañaron a los corsets característicos de la marca, que compartieron protagonismo con vestidos aterciopelados en color negro, transparencias en tops cruzados y vestidos de gasa con cola, tocados en forma de sombreros de efecto cortina o tocados de pumas, bolsos en forma de bolas negras con reminiscencias a las armas medievales y múltiples guiños a la estética "bondage" en superposiciones de cinturones, correas y moda íntima de cuero. Tangas de talle alto visibles a través de vestidos transparentes o pechos al descubierto con pezones decorados también subieron la temperatura de las propuestas.

La sorpresa final llegó de la mano del último look. Una madrina de excepción a cargo de cerrar el show, enfundada en un extravagante look de corsé y caperuza ambos con el mismo estampado de rostros que tiñó la colección, y de garantizar la explosión en redes sociales. Philippine Leroy-Beaulieu, o lo que es lo mismo: Sylvie, protagonista de "Emily in Paris", hizo las veces de musa, convertida en diva glam para el joven Weinsanto.

 

Copyright © 2022 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.