×
Traducido por
Hernandez Sebastian
Publicado el
4 abr. 2022
Tiempo de lectura
3 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

The Sandbox se asocia con Arianee para crear experiencias de marca híbridas

Traducido por
Hernandez Sebastian
Publicado el
4 abr. 2022

El universo virtual The Sandbox, un metaverso que ha atraído a marcas como Gucci y Adidas, ha anunciado una nueva asociación con el especialista de soluciones de blockchain para marcas Arianee. El objetivo es que los clientes que adquieran un producto real puedan recibir su equivalente virtual en forma de NFT de parte de la marca.


Interfaz de Arianee que permite solicitar el NFT correspondiente a un producto real en The Sandbox - Arianee


Arianee es un consorcio que cuenta con unos 40 miembros, incluidos la Semana de la Moda de París, el grupo Richemont y marcas como Mugler, Breitling, Ba&sh, Iwc e IBM. Su oferta se centra en torno a una cadena de bloques (blockchain) que permite a las marcas crear y rastrear una tarjeta de identidad en forma de NFT para cada uno de sus productos. Este token no fungible puede servir como una certificación de autenticidad y será transferido por su propietario cuando venda el producto correspondiente.

Esta fusión convierte a The Sandbox en el primer actor del metaverso en unirse a este consorcio. El objetivo es que una persona que compre un NFT (como una prenda o un accesorio) en el mundo real también pueda equipar su avatar personalizado con el producto en el mundo virtual. En el fondo, el objetivo es llevar la lógica de la experiencia de compra omnicanal a universos virtuales. De igual forma, ofrece el potencial de organizar eventos reservados para los clientes de las marcas en The Sandbox. Este "multiverso" ya ha atraído a marcas como Adidas Originals, Gucci ("Vault"), Carrefour, Leader Price (Groupe Casino), Warner Music Group, Ubisoft y Atari.

“El avatar es el primer elemento que permite a la mayoría de los usuarios ingresar e interactuar con el metaverso”, explicó el director general de The Sandbox, Sebastien Borget.

"Ser dueño de su identidad, expresar su estilo al importarlo al metaverso: usar su marca favorita, desarrollar su avatar virtual. Estas serán todas las fortalezas que harán que nuestra experiencia sea especial", añadió.

Según el director ejecutivo de Arianee, Pierre-Nicolas Hurstel, esta fusión permitirá a los visitantes "viajar sin problemas entre los mundos físicos, digitales e inmersivos". Como afirma el ejecutivo, “pronto veremos la aparición de nuevas experiencias de usuario”.


Uno de los espacios que se pueden visitar en The Sandbox - MG/FNW


Este acercamiento se produce en el contexto del ascenso simultáneo del protagonismo de varios metaversos, esos universos virtuales que los internautas pueden recorrer con sus avatares, mediante una pantalla o un casco de realidad virtual. Mundos virtuales con un área limitada donde todos, particulares y marcas, pueden comprar terrenos para instalar un edificio o juego de diseño propio. Una situación que actualmente está dando lugar a una fiebre inmobiliaria en metaversos como Roblox, Cryptovoxels, The Sandbox o Decentraland, que hace unos días organizó su primera Metaverse Fashion Week. Evento que, sobre todo, planteó la cuestión de la accesibilidad de estos universos para un público más amplio y la clientela potencial que debe esperar la moda virtual.

Considerando la existencia de otros protocolos como GoodsID o Aura (grupo LVMH), Arianee no esperó a que surgiera un metaverso líder. De hecho, estos universos virtuales funcionan por el momento en silos: los NFT de ropa virtual que visten un avatar en un metaverso no funcionarán en los demás, cuya calidad gráfica también será diferente. Este problema de interoperabilidad técnica obliga a las marcas a invertir con cautela en la “web3”. Al facilitar el juego de correspondencia entre productos reales y virtuales, el consorcio francés podría acelerar la práctica y dar a The Sandbox una ventaja.
 

Copyright © 2022 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.