La directora de moda de Marks & Spencer sale del cargo y el CEO toma el control

Jill McDonald ya no está más a la cabeza de la división Moda, Hogar y Belleza de Marks & Spencer (M&S). El anuncio de su salida llegó este jueves por la tarde tras la explosión de especulaciones durante el día.


Jill McDonald deja la dirección de Indumentaria y Hogar de M&S

M&S dijo que su CEO, Steve Rowe, se hará cargo del liderazgo directo de la universidad en el corto plazo, un rol que ha ocupado anteriormente antes de ser ascendido a lo más alto de la compañía.
 
"Jill vino para establecer una plataforma fuerte para la transformación de la división de Indumentaria y Hogar. Lo ha conseguido; se marcha con mi agradecimiento y mis mejores deseos para el futuro. Ella ha reclutado un equipo talentoso, ha mejorado la calidad y el estilo del producto y ha establecido una dirección clara para que el negocio atraiga a un cliente más joven. El negocio ahora necesita avanzar a un ritmo que le permita abordar problemas de larga data en nuestra cadena de suministro de ropa y productos para el hogar en torno a la disponibilidad y el flujo de productos. Dada la importancia de esta tarea para M&S, supervisaré este programa directamente", detalló Rowe.
 
McDonald llevaba menos de dos años con el gigante de moda retail y anteriormente se desempeñaba como CEO del minorista de accesorios para automóviles Halfords y como jefa de la cadena de comida rápida McDonald's en Reino Unido (sin ningún parentezco).
 
Pero la unidad de negocios clave de la empresa sigue rezagada en sus operaciones de alimentos y, a pesar de los elogios de Rowe a McDonald, está claro que no ha logrado lo que se esperaba. Cuando su nombramiento fue anunciado originalmente, él había elogiado su "conocimiento de primera clase sobre los clientes y su gran experiencia en el manejo de equipos dinámicos y de alto rendimiento", a pesar del escepticismo de algunos analistas sobre su falta de conocimiento sobre moda, interiores o belleza.
 
Ella misma había dicho que el trabajo de M&S era "una oportunidad de carrera que no podía rechazar".
 
Mientras ocupaba una de las posiciones más importantes en el retailer McDonald no fue elevada a la junta directiva y, con los problemas en la división, así como el hecho de que Rowe había desempeñado el cargo anteriormente, no debe haber sido fácil ocupar ese puesto.
 
Independientemente de quién dirija la división, la gran pregunta ahora es si las operaciones del gigante de moda podrán volver a crecer después de años de intentar inyectarles algo de dinamismo.
 
Hace un par de meses, la compañía registró otra caída en las ventas de la división de Indumentaria y Hogar del 3,6 %, con una caída en los ingresos comparables del 1,6%. Ninguna de estas cifras habría sido especialmente preocupante de forma aislada, pero llegaron después de una serie de caídas de los ingresos. Y en su asamblea general anual de esta semana, Rowe había hecho referencia directa a los problemas de disponibilidad este año, apuntando que se habían agotado los jeans populares y que no podía satisfacer la demanda actual, lo que creó "uno de los peores problemas de disponibilidad que había visto en 30 años".
 
Este tipo de admisión pública de un gran error por parte de un CEO es a menudo una mala noticia para los altos ejecutivos afectados y así ha ocurrido en este caso.

Traducido por Diana León Banda

Copyright © 2019 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.

Moda - Prêt-à-porterModa - ComplementosModa - CalzadoNombramientosBusiness
SUSCRIPCIÓN A LA NEWSLETTER