×
Traducido por
Hernandez Sebastian
Publicado el
11 abr. 2022
Tiempo de lectura
4 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

El deporte y el lujo lideran el top 50 de las marcas más valiosas de Brand Finance

Traducido por
Hernandez Sebastian
Publicado el
11 abr. 2022

Las marcas de lujo y deportivas vuelven a dominar el ranking global de Brand Finance este año, mientras que las marcas de moda rápida muestran un fuerte declive. Las 50 marcas de ropa más valiosas de 2022, clasificadas por la consultora londinense, confirman la jerarquía del año anterior con solo algunos cambios de posiciones y nada menos que cuatro casas francesas entre las 10 primeras marcas.


Las 10 marcas de ropa más valiosas del mundo - © Brand Finance Plc 2022


Francia lidera el ranking con una cuota del 27 % de la valoración total de las marcas, obtenida con nueve marcas representantes. Le siguen Estados Unidos (25,9 %) con 13 marcas, con las que había ocupado la primera casilla el año pasado, seguido de Italia (12,4%) con siete marcas, Alemania, China, Suiza y otros.

Nike retiene su título por octavo año consecutivo. Aunque no ha recuperado del todo su valor de marca previo a la pandemia, muestra un crecimiento del 9 % en 2022 respecto a 2021. Brand Finance la valora en 33 200 millones de dólares, muy por encima del valor de Louis Vuitton, que le sigue en segundo lugar con 23 400 millones (un 45 % más que el año anterior).

La marca insignia de LVMH sube un escalón, relegando al tercer puesto a Gucci, cuyo valor se fija en 18 100 millones (un 16 % más). Del mismo modo, Chanel sube un peldaño del quinto al cuarto lugar, desbancando a Adidas, ahora en quinto lugar, seguida de Hermès que se impulsa del décimo al sexto lugar, superando a Zara, que ha caído al séptimo. H&M y Cartier mantienen la octava y novena posición, respectivamente, y Uniqlo cierra el top 10, tras caer tres posiciones.

Este primer vistazo confirma el cambio que ha tenido lugar con la pandemia, poniendo en dificultades cada vez mayores a las enseñas de ropa de bajo coste, al tiempo que marca el fuerte regreso de las firmas de lujo. "Durante los confinamientos, los consumidores tuvieron tiempo y pudieron reflexionar. Ahora intentan consumir mejor, con productos de mayor valor percibido, moviéndose hacia ofertas más cualitativas", explica Bertrand Chovet, director general de Brand Finance France.

“Con la proliferación de las compras online, los consumidores buscan las marcas que mejor los hagan sentir, encarnadas precisamente por las casas de lujo, que les otorgan una mayor confianza. Además, en los últimos años, las marcas premium y de lujo han trabajado en su túnel de conversión, en cuanto al atractivo, la disponibilidad del producto, la pertenencia y el compromiso, todo ello les permitió ganar en competitividad frente al fast fashion”, añade.


Las 10 marcas más fuertes de 2022 - © Brand Finance Plc 2022


Es interesante señalar en este sentido que las tres nuevas marcas que entran en el ranking por primera vez este año provienen del mundo del lujo: Bottega Veneta (46), Boss (47) y Van Cleef & Arpels (49). Con la excepción de Bulgari, cuyo valor de marca cayó un 3 %, las marcas de lujo se mantuvieron bastante bien. Así lo demuestra, en particular, el ascenso de cinco casillas de Celine (45) y el desempeño de Dior, otra marca de la cartera de LVMH, que pasó del puesto 12 al 11 en el ranking general dedicado a la valoración de marca, pero ocupó el primer lugar en el ranking global de Brand Finance de las marcas más fuertes, por delante de Louis Vuitton, Gucci, Rolex, Nike, Saint Laurent, Skechers, Moncler, Li-Ning y Adidas.

"Durante el año pasado, Dior participó en una serie de campañas digitales para interactuar con los clientes en línea. Más importante aún, la marca ha aprovechado ampliamente la web con campañas de marketing de influencers en YouTube, Tiktok, Douyin y la aplicación móvil china para compartir videos Bilibili ", señala el estudio. También multiplicó las inversiones, a través de su presencia en Champs-Élysées y el rediseño de su histórica tienda insignia parisina en Avenue Montaigne.

En conjunto, el valor agregado de las marcas de lujo aumentó un 21 %, pasando de 103 000 a 125 000 millones de dólares en valor de marca. La valoración de las marcas deportivas aumentó un 10 %, hasta los 74 000 millones de dólares, mientras que el de los grupos de moda rápida cayó un 7 % hasta los 41 000 millones.

“Aún no hemos alcanzado los valores de marca previos a la pandemia, pero hoy la industria del lujo está en una trayectoria muy favorable, toda la categoría está resistiendo bien”, concluye Bernard Chovet, recordando que “en 2020, la categoría se había visto muy afectada, perdiendo buena parte de la confianza de los inversores y, por tanto, viendo disminuir su valor de marca".

Por otro lado, los fabricantes de artículos deportivos y las marcas de sportswear se beneficiaron de las nuevas tendencias basadas en las prendas cómodas, suscitadas por los periodos de confinamiento. Incluso las marcas más pequeñas han logrado un buen progreso, como la estadounidense Skechers y la china Li Ning, que también se benefició de los Juegos Olímpicos organizados en China. Ambas registraron aumentos del 68 % en su valoración de marca; del mismo modo, la de Fila aumentó un 34 %. Por otro lado, en cuanto a las marcas de moda rápida, algunas de ellas sufrieron caídas en su valoración de marca, como Uniqlo (un 26 % menos), Primark (una baja del 10 %) y Zara (una contracción del 1 %), con la excepción de H&M (un alza del 3 %).

Copyright © 2022 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.