El sector del lujo registrará un crecimiento anual de entre el 5 y el 10 % hasta 2021 según Deloitte

Desde la reciente compra de Dries Van Noten por parte del grupo Puig, a la compra de Baccarat por el fondo chino Fortune Fountain Capital (FFC), pasando por la venta de Lancel a la italiana Piquadro o Missoni, que acaba de abrir su capital al Fonds Stratégie Italien (FSI), las operaciones de fusión y compra se han multiplicado en los últimos tiempos. A pesar de la complicada situación que se está viviendo, este terreno fértil devuelve la confianza a los inversores, que prevén un crecimiento anual de entre el 5 y el 10 % en la industria de la moda y el lujo entre 2018 y 2021, según un estudio realizado por Deloitte.


Un look para el verano 2019 de Dries Van Noten, que acaba de pasar a manos del grupo Puig - © PixelFormula

Este crecimiento debería superar el 10 % especialmente en los productos de lujo digitales y en perfumería y cosmética, mientras que los sectores de moda, accesorios, relojes y joyería, hoteles e inmuebles se consolida (con crecimientos anuales estimados entre el 5 y el 10 %), tal y como indica la tercera edición del informe "Fashion & Luxury: Private Equity and Investors Survey 2018" publicado por Deloitte.

De hecho, el 78 % de los inversores tienen uno o varios activos en moda y lujo. El estudio confirma el fuerte atractivo de este mercado, pero hay que señalar una ralentización de las operaciones de fusión y compra, que han crecido en comparación con los últimos años. Si bien las operaciones continúan, su envergadura es menor. El valor medio de los acuerdos ha caído notablemente, pasando de los 449 millones de dólares en 2016 a los 230 millones un año más tarde (-49 %), subraya Deloitte.

"En comparación con 2017, la consolidación continua en el mundo de la moda y el lujo tiene un impacto sobre las inversiones, que se desplazan a empresas más pequeñas (+10 puntos porcentuales), donde los inversores prevén estimular el rendimiento poniendo en marcha estrategias de internacionalización y de cambio de conducta", explica en un comunicado, Lisa Lauv, socia de la línea M&A Transaction Services en Deloitte.

En 2017,  se completaron 217 transacciones en el mercado del lujo, con un incremento de seis acuerdos en comparación con 2016. Un año que ya había registrado 70 operaciones adicionales respecto al año anterior. En concreto, se realizaron 134 operaciones en el segmento de bienes personales de lujo (+5 respecto a 2016), de las cuales 77 fueron en moda y accesorios (+8) y 28 en perfumes y cosmética (+6). Únicamente los relojes y la joyería experimentaron un descenso del número de transacciones (29 frente a las 38 de 2016).


Los sectores de lujo más atractivos para los inversores - Deloitte

Desde el punto de visto geográfico Europa es la única región que ha visto un aumento del número de operaciones (109 frente  a 95 en 2016), en gran parte gracias al sector de moda y accesorios (+9 acuerdos). América del Norte y Asia Pacífico registran el mismo número de acuerdos que el año anterior, con 59 y 36 transacciones respectivamente, mientras que estas dos regiones estaban a la cabeza el año anterior.

"Los inversores estiman que los actores situados en Asia y Oriente Medio estimularán su crecimiento en esta industria. Las previsiones para América del Norte son positivas (5-10 % de crecimiento), pero las estimaciones son inferiores a las de 2017. América Latina se mantiene estable. En el caso de Japón, las perspectivas superan las expectativas respecto al año anterior, con inversores que esperan un crecimiento consolidad "5-10 %)" concluye Lisa Lauv.

En 2018, el 89 % de los fondos contemplan inversiones en el mundo del lujo con un interés creciente en el sector de la moda y los accesorios (en el que invierten el 73 %), mientras que los relojes y la joyería han perdido ligeramente su atractivo.

Copyright © 2018 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.

Lujo - OtroBusiness